.Basketspirit.com Tienda on-line especialista en baloncesto. Camisetas, zapatillas, balones, libros, complementos

Comparte este contenido en twitter:

 

Motion offense. Historia, principios básicos, variantes y análisis

Puntuación: 
5

Motion Ofense. Análisis, movimientos, variantes. Observación juego baloncestoMOTION OFFENSE. HISTORIA, PRINCIPIOS BÁSICOS, VARIANTES, Y ANALISIS
Hemos hablado de la figura del gran impulsor durante décadas de este sistema de juego ofensivo, pero hay que recordar que no fue el creador del mismo, éste sistema de juego ya era empleado antes de la llegada de Bobby Knight a los banquillos de la NCAA. Durante las décadas de los años 20, y 30 ya era empleado de forma primitiva por algunos equipos, el primer entrenador que desarrolló los conceptos de este sistema de juego fue otro miembro del Hall of Fame, Hank Iba, con la Universidad de Oklahoma. Su filosofía se acercaba al baloncesto control, y la preferencia por anotaciones muy bajas. Estamos hablando de un sistema de juego cerrado, con el paso del tiempo han aparecido entrenadores que han ido evolucionando el concepto de juego Motion offense, la figura más importante, y con la que relacionamos directamente este sistema de juego es la de Bobby Knight. Ambos entrenadores las emplearon en la consecución de los oros olímpicos cuando eran los entrenadores del combinado americano.

Tenemos varios principios básicos que podemos encontrar en las acciones que se llevan a cabo, y caracterizan este sistema de juego. El primero de ellos, es la importancia que adquiere el juego sin balón, tanto por parte de los interiores, como de los exteriores, podemos encontrar un elevado número de bloqueos indirectos entre iguales, ésto significa, bloqueos entre postes en situaciones de poste bajo, y entre jugadores exteriores en el perímetro. El objetivo final de este sistema de juego es encontrar una posición cómoda de tiro en posiciones cercanas, o alejadas del aro. Para poder llevar a cabo este sistema si es necesario contar con jugadores que no sean egoístas, y que tengan una gran disciplina táctica. La calidad empleada en los bloqueos, y en los cortes nos permitirá obtener la ventaja frente a los defensores.

El movimiento comienza con un trabajo previo de recepción por parte de los aleros del equipo, éstos pueden ayudarse a librarse de su defensor metiéndoles en un bloqueo realizado por los jugadores interiores. Una vez que el base a elegido el lado del campo donde pasará a su compañero, se producirán dos movimientos simultáneos. Un bloqueo en línea de fondo entre los postes, y otro en el perímetro entre los exteriores.

Si no se ha obtenido ventaja en ninguno de estos movimientos, especialmente en el de poste bajo, el balón llegará al eje central, al jugador liberado previamente en el bloqueo. Tras ese pase, ambos exteriores situados en las alas, iniciarán un movimiento de bajada a poste bajo con el objetivo de bloquear, y liberar la salida al exterior de los dos jugadores interiores. Una vez que el balón ha llegado al eje central, será pasado a cualquiera de los dos interiores liberados en la posición de perímetro. En este momento, volveremos a iniciar el movimiento, bloqueo entre los jugadores situados en poste bajo, y bloqueo entre los exteriores, siendo la primera opción meter balón a poste bajo, si éste no llega en una posición cómoda deberá llegar al eje central para volver a iniciar el movimiento.

Como hemos comentado, el concepto de juego Motion offense hace referencia a los sistemas ejecutados de forma contínua, y repetitiva. A lo largo de los años hemos visto entrenadores innovadores de este estilo de juego, apareciendo así una gran cantidad de variantes, no podríamos analizar todas ellas en un sólo artículo pero sí destacaremos alguna de ellas. La primera será partiendo de una disposición de 4 jugadores exteriores, y un interior.

El movimiento de inicio es parecido al del anteriormente explicado, se producirá un bloqueo que liberará a los dos exteriores posibilitando la recepción de balón a uno de ellos. La diferencia respecto al movimiento anterior es que no se producirá un bloqueo entre postes, dado que ambos volverán a subir, recuperando así la posición inicial. Tras el pase al exterior se producirán dos movimientos simultáneos, un corte por línea de fondo hacia la esquina contraria por parte del exterior que no ha recibido el balón, y el corte del base, aprovechando un bloqueo ciego por parte del poste más alejado a balón. Si no consigue recibir para anotar la canasta reemplazará la posición dejada por su compañero en el exterior.

Iniciaremos una inversión de balón, el jugador 1, que recibirá ese pase final, podría aprovechar los espacios creados para realizar una puerta atrás con un buen corte hacia el aro, ganando la espalda de la defensa. Llegamos al momento clave de esta variante del Motion offense, exige gran concentración, disciplina, y calidad en la realización de los bloqueos. El primero lo recibirá el exterior, cuyo corte se producirá hacia poste bajo (si coincide que es nuestro alero alto, y que encima tiene ventaja, debemos buscarle), el segundo bloqueo será entre postes, el que ha bloqueado al alero recibirá el bloqueo para salir al eje central. Mientras el alero situado en la esquina se encargará de mejorar los espacios, para ello subirá su posición. Una vez realizados los movimientos, nos encontraremos otra vez en la disposición inicial, empezando de nuevo la ejecución del sistema.

En la actualidad hay varios equipos de la NCAA que emplean variaciones del Motion offense, por ejemplo, Cincinatti, Kansas, West Virginia. Una de las variaciones más radicales a este sistema de juego fue la empleada por la Universidad de Memphis, y su entrenador John Calipari. La evolución del concepto fue más allá, generando una nueva idea, algo alejada del concepto clásico. No podemos pasar por alto la extraordinaria influencia que ha tenido en este hecho el desarrollo físico del juego, en la actualidad las Universidades cuentan con atletas, donde hay un predominio físico sobre el conocimiento del juego. Esta adaptación a la nueva realidad creó el conocido como Dribble drive motion. Viendo la clase de jugadores que han pasado por sus manos (Tyreke Evans, Derrick Rose, Cousins, Bledsoe, o John Wall) entendemos el estilo patentado por este entrenador. Su filosofía es diferente a la anterior, ahora no buscamos las ventajas gracias a los bloqueos indirectos, ni los cortes, sino que tratamos de de obtenerlas mediante penetraciones al aro desde el eje central. La creación de espacios en el perímetros es fundamental para dificultar las ayudas defensivas, o posibilitar tiros exteriores cómodos. Vemos cómo los exteriores tratan de atacar el centro, y castigar a las ayudas, si después de la primera trenza completa no son capaces de obtener las ventajas, el poste del lado contrario subirá a poste alto, ofreciendo una línea de pase. A partir de la recepción se buscará una puerta atrás para aprovechar los espacios creados por la marcha del poste. Si no hay una recepción, vuelta al mismo lado para realizar un bloqueo directo en el lateral sobre el exterior, este movimiento final irá acompañado de una rotación por parte de los demás jugadores.

 

A través de estos artículos hemos podido conocer más a fondo la figura de un entrenador mítico como es Bobby Knight, impulsor a lo largo de su trayectoria de uno de los sistemas de juego más clásicos, y conocidos, el Motion offense. Además hemos podido conocer alguna de sus variantes, y la evolución que ha tenido hasta la actualidad, y su adaptación a la nueva realidad del baloncesto moderno. 
 
 
 

Por Alex Senra del Cerro
Entrenador Superior Baloncesto
Gabinete técnico JGBasket

 

Creado el: 2011-04-12 14:38:46 +0200

Comparte este contenido en twitter:

Contenido popular

ENCUENTROS EN LA SEGUNDA FASE:
Ideas para la progresión en la planificación físico, técnico-táctica en la competición de formación
 Ideas para mejorar en entrenamientos y partidos. 1ª parte / Estrategia, dirección de partido y detalles. 2ª parte / Cuidado del entrenador y planificación. 3ª parte. / Foco del entrenador. 4ª parte

10 años de baloncesto. JGBasket