.Basketspirit.com Tienda on-line especialista en baloncesto. Camisetas, zapatillas, balones, libros, complementos

Comparte este contenido en twitter:

 

John Stockton y Karl Malone, la extraña pareja que marcó una época

Puntuación: 
4

JOHN STOCKTON Y KARL MALONE. LA EXTRAÑA PAREJA QUE MARCÓ UNA ÉPOCA.

John Stockton y Karl Malone. La extraña pareja de Utah Jazz que marcó una época en la NBALa historia de la NBA no puede entenderse sin esta pareja que cambió el destino de una franquicia, hasta entonces olvidada, como la de los Utah Jazz. Más de 1400 partidos en donde pudimos comprobar la extraordinaria química de dos tipos completamente opuestos.

Una sociedad que, desde la llegada de Karl Malone a los Utah Jazz procedente de la Universidad de Louisiana en el draft de 1985, no ha dejado de dar lecciones sobre cómo ejecutar el pick and roll en la NBA. No fueron pocos los aficionados que un año antes criticaron ferozmente la elección en el número 16 del draft de un joven base procedente de la Universidad de Gonzaga. Ese no era otro que John Stockton, un jugador de aspecto frágil, y sin un excelente físico. Algo intuyó Frank Layden cuando en la temporada de 1986 traspasó a la gran estrella del equipo hasta entonces, la leyenda Adrian Dantley, concediendo todos los galones al joven y atlético Karl Malone, y construyendo la franquicia en torno a él. Hay que recordar que pocos años atrás la franquicia se había mudado al estado Mormón por excelencia, Utah, procedente de Nueva Orleans. Un cambio que requería una mayor identificación por parte de la nueva afición, deseosa de poder ilusionarse con savia nueva, jugadores con los que poder construir un futuro que facilitase dicha identificación.  

Frank Layden no sólo es el culpable directo de que esta extraña pareja haya podido deleitar a los aficionados a lo largo de 16 temporadas. Frank asumió las funciones de entrenador jefe en la primera época de ambos jugadores en la NBA, siendo además el General Manager de la franquicia, y responsable final de las elecciones de Stockton, y Malone, y la posterior, y acertada, selección de Jerry Sloan como nuevo técnico de los Jazz en 1988. Estas acertadas decisiones supusieron la colocación de una base sólida con la que, magistralmente, Jerry Sloan empezó a construir la historia reciente de los Jazz. Ambos jugadores se sintieron desde el primer momento los principales protagonistas de los esquemas de juego impuestos por el nuevo entrenador. Unos esquemas en los que el predominio de las situaciones de pick and roll, o bloqueo directo, era el principal eje vertebrador de los mismos. Todo ello apoyado por un trabajo disciplinado en el plano defensivo, y eficaz en el rebote defensivo, confirió un mayor potencial al equipo, que empezó a ser una de las potencias de la complicada conferencia Oeste a finales de la década de los 80, durante toda la de los 90,  y hasta 2003, temporada en la que pusieron punto y final a esa relación en la que no pararon de cosechar records ambos jugadores.

La forma de juego de Utah Jazz era conocida por toda la NBA, sin embargo la eficacia de su juego, y la imposibilidad de frenar este concepto básico del baloncesto tiene un culpable, el inmenso talento de Stockton, y Malone. El conocimiento sobre el juego, su inteligencia sobre la pista (Máximo recuperador de balones de la Historia de la NBA), y la insuperable capacidad de pase del base de Washington (Máximo asistente de la Historia de la NBA), y el hambre anotador de Malone (Hay que recordar que con 36928 puntos es el segundo máximo anotador de la Historia de la NBA), no hicieron más que engrandecer su fama dentro de la Liga. Ambos jugadores consiguieron a lo largo de sus carreras obtener medias de doble-doble, un hito al alcance de muy pocos jugadores. A lo largo de 1686 partidos, sólo se perdió 22 a lo largo de su carrera, ordenadores Stockton/la informática a su servicio, como bien apodó el añorado Andrés Montes, consiguió unas medias de 13,1 puntos, y 10,5 asistencias. Por su parte, Mailman, el cartero, acumuló unas medias de 25 puntos, y 10,2 rebotes por partido, obteniendo dos galardones de MVP, además de compartir junto a su inseparable Stockton, el MVP del All Star disputado en 1993, aunque ya obtuvo este galardón a nivel individual en 1989. Números que difícilmente podrán ser superados. Muy pocos jugadores están en disposición de alcanzar esas cotas una vez que se retiren, por poner un ejemplo, Jason Kidd es el segundo máximo asistente de la NBA, y está cerca de 3000 asistencias por debajo de la marca de Stockton. Sin embargo siempre habrá un lunar en unas carreras inmejorables, jamás consiguieron el anillo de campeones de la NBA, retirándose como otras leyendas (Maravich, Baylor, Reggie Miller, etc…) sin alcanzar la gloria a nivel colectivo. Fueron dos finales contra la mejor versión de los Chicago Bulls donde estuvieron más cerca, sin embargo se cruzaron con el mejor jugador de la Historia, Michael Jordan, que tuvo que dar la mejor versión de sí mismo para doblegar a los Jazz. Un equipo veterano, confeccionado con el objetivo de alzarse con ese anillo, con nombres como Hornacek, el rudo Greg Ostertag, o Russell entre otros.  Finales memorables desde su comienzo hasta su final.

En 2003, y sin salirse del guión que dictaba su personalidad, John Stockton comunico mediante una escueta nota de prensa que decidía retirarse. No era de extrañar las formas de un tipo introvertido, y reservad. Su carácter sobrio se extrapolaba también fuera de las pistas, donde su fe religiosa le guiaba a lo largo de su vida, alejándole de cualquier tipo de polémicas, centrándose en la educación de sus seis hijos junto a su esposa. Pero su retirada paralizó a todo el estado de Utah, que se volcó el día en el que retiraron su camiseta del Energy Solutions, cancha de los Jazz, donde su mítica camiseta con el 12 cuelga del techo. No se quedaron ahí los reconocimientos a su figura, una calle anexa al pabellón con su nombre, y una escultura de bronce a la entrada del pabellón, junto a la de su inseparable Malone, completan el recuerdo que la franquicia de los Jazz tiene sobre su figura. Por su parte a Malone pudimos verle un año más persiguiendo el objetivo del anillo de campeón, para ello no dudo en fichar en la temporada de 2003-2004 por los Lakers, junto a Gary Payton, la historia es conocida, su fracaso en las finales ante los Detroit Pistons propiciaron la retirada del cartero. A diferencia de Stockton, Malone acumuló numerosas polémicas a lo largo de su carrera (homófobo declarado, o su enemistad con Thomas), y alguna que otra pelea, que no sólo se terminó en las pistas, sino que se prolongaron a los Rings de lucha libre (es mítica su intervención en la WWE en la que peleó contra Dennis Rodman). Amante de la pesca, esta afición se ha convertido en obsesión desde su retirada. Un dúo que formó parte del mítico Dream Team de los Juegos Olímpicos de Barcelona 92, y que será recordada a lo largo de los años por ser esa extraña pareja que dominó como ninguna otra el pick and roll, por ser esa extraña pareja que cambió la historia de la franquicia de los Utah Jazz, por ser esa extraña pareja que nos cautivó, en definitiva, por ser esa extraña pareja que marcó una época en la NBA,
 
 

Por Alex Senra del Cerro
Entrenador superior baloncesto
Redactor JGBasket

 

Creado el: 2012-01-29 16:08:56 +0100

Comparte este contenido en twitter:

Contenido popular

ENCUENTROS EN LA SEGUNDA FASE:
Ideas para la progresión en la planificación físico, técnico-táctica en la competición de formación
 Ideas para mejorar en entrenamientos y partidos. 1ª parte / Estrategia, dirección de partido y detalles. 2ª parte / Cuidado del entrenador y planificación. 3ª parte. / Foco del entrenador. 4ª parte

10 años de baloncesto. JGBasket